Lubricantes Agua

Los lubricantes con base de agua, que han sido creados a base de agua tienen la particularidad de que son resbaladizos, y que te hará falta más de una aplicación porque poco a poco irán perdiendo su efecto. Sin embargo, la principal ventaja que presentan en comparación con los anteriores es que son muy sencillos de limpiar, usando solo agua para ello.

Por otra parte, suelen ser más respetuosos con el cuerpo, ya que en su fórmula no se utilizan productos químicos como parabenos, glicerina… (sin embargo, esto lo deberías de comprobar con antelación, por si acaso).

Estos tipos de lubricantes también tienen la característica de ser mucho más naturales. En el momento en el que los estamos usando sentiremos que tienen una densidad mucho mayor que los lubricantes de silicona. Sin embargo, esto también entraña la desventaja de que su fórmula es propensa a evaporarse con facilidad, por lo que necesitaremos ir aplicando nuevamente cuando veamos que hace falta.

Mostrando 1–12 de 59 resultados